Where Eagles Dare

Where Eagles Dare

UBICACIÓN: Monport, Puerto de Andratx, Mallorca
CLIENTE: Privado
PROGRAMA: Residencia privada
TAMAÑO: 1.000 m2 
ESTADO: Finalizado
EQUIPO: ARQUITECTURA Guillermo Reynés, Álvaro Pérez, Sean Fitzpatrick (DIAMOND PROJECTS), Paul Brindle (ONE RESIDENCE), Don Hobson (DESIGN).

Proyecto Where Eagles Dare

Todo acerca de este proyecto es la ubicación. La cima de una colina en Mallorca, un espacio natural vacío que ofrece vistas únicas. ¿Cómo diseñar una casa en una parcela con la mejor ubicación posible? El programa definido por el cliente, exigía maximizar las vistas panorámicas 360º, manteniendo la privacidad. ¿Es posible exponer la casa a las vistas y mantener la privacidad? La estrategia de diseño proyecta la casa, en la medida de lo posible, lo más lejos de la colina. La casa “vuela" fuera de la montaña con un voladizo dramático de más de 7m. Gracias a este gesto estructural, la casa se distancia de la calle, garantizando la privacidad y se abre a las vistas.

La casa se organiza de manera muy sencilla  pero muy eficaz. El acceso de la vivienda es a través de una plaza en la parte trasera, una plaza mediterránea pavimentada con piedra local y vegetación autóctona. El edificio oculta las vistas panorámicas para causar un efecto sorpresa al usuario. Al entrar, inmediatamente se abre toda la casa a las impresionantes vistas, donde se puede observar todo el valle y el mar mediterráneo. No hay fronteras entre el interior y el exterior, todo es un gran salón abierto. La piscina con el efecto “infinity” acerca el mar a la casa.

 La primera planta se diseñó de una forma más compacta, con grandes " alas" para así aprovechar las sombras proyectadas por el mismo volumen, y el voladizo, y de esta forma  proteger del fuerte sol mediterráneo las zonas exteriores de planta baja.

El programa de la planta baja es principalmente la zona de salón-comedor, cocina y una pequeña sala de TV. Todas las plantas de la vivienda están conectadas por un núcleo central con un ascensor de vidrio y unas escaleras flotantes.

La planta primera es “el águila”, es la parte de la casa que ”abandona” la montaña y crea el dramático y único efecto de la casa. Los dormitorios están ubicados aquí. Todos ellos tienen terraza. El dormitorio principal disfruta de una situación especial en esquina con posibilidad de abrirla por completo, la cual, da lugar a una oportunidad de maximizar el efecto vuelo. La cubierta es simplemente una terraza. ¿Qué más puede ser en esta localización?. Una zona extra de la vivienda, donde seguir disfrutando de las impresionantes vistas.

El programa del sótano es complementario a la casa, un garaje, un gimnasio, y un pequeño SPA. Las paredes de metacrilato de la piscina proporcionan una luz muy especial al sótano, tamizada por el agua.

El diseño del jardín se basa en la agricultura tradicional de la isla, con la utilización de bancales de piedra local para salvar grandes pendientes. Olivos, romero, lavanda y vegetación autóctona conforman el jardín. En estos bancales se crean caminos, pequeñas plazas, que se convierten en perfectos miradores para disfrutar de interesantes puntos de vista.

La elección de los materiales refuerza el concepto principal. El revestimiento de Krion blanco proporciona un diseño más liviano, y además da ligereza a la estructura. La planta baja es sobre todo vidrio, fachada y ventanas protegidas del sol directo por los grandes voladizos de la planta primera.  Las ventanas protegidas del sol con vidrio trasparente, y los muros con fachada ventilada de vidrio “helado”. El sótano está revestido con la misma piedra de la montaña, causando así, un efecto de continuidad material. El edificio y la colina se funden.

La estructura de la casa es un gran reto. La estructura de hormigón en el sótano es la base de la estructura metálica del resto de la vivienda. Los grandes voladizos del proyecto, como ya se ha mencionado, protegen del sol directo, así como el diseño de las aletas en el primer piso, todo ello combinado con la posición de la casa en la cima de la colina hace que esta sea extremadamente eficiente en verano, proporcionando sombra y ventilación cruzada. La casa también está construida con los más altos estándares de sostenibilidad: aislamiento pasivo, fachadas ventiladas y reuso total del agua de lluvia y aguas grises para riego.

 

WHERE EAGLES DARE una casa en conexión con el cielo. Un nido en la montaña. Arquitectura etérea para un nuevo tiempo, gracias a la tecnología. Una oportunidad para nuevos materiales y sistemas de construcción. La casa quiere volar y “abandonar” la colina, cortando su conexión natural con el suelo. 

 

El proyecto recibió el 3er premio en los premios Porcelanosa de Arquitectura e Interiorismo 2017 en la categoría de proyectos finalizados.

Enlace al sitio Premios ARQUITECTURA E INTERIORISMO 2017

Enlace al proyecto PR-408 VIVIENDA UNIFAMILIAR