Warsaw Pavilion

Warsaw Pavilion

UBICACIÓN: Varsovia, Polonia
CLIENTE: Capital de Varsovia
PROGRAMA: Pabellón conmemorativo del levantamiento de Varsovia junto al cementerio de los insurgentes de Varsovia  
TAMAÑO: Pabellón 265m2
ESTADO: Competencia
EQUIPO: Guillermo Reynés, Álvaro Pérez, Marta Wieczorkiewicz, András Papp, Marcin Adamczyk, Mikolaj Zajda

Proyecto Warsaw Pavilion

La construcción de un pabellón arquitectónico basado en un acontecimiento histórico de la magnitud del alzamiento de Varsovia es un hecho que tiene que ir más allá del mero diseño arquitectónico. El trasfondo cultural, patriota, pasional e histórico tiene tanto peso que tiene que formar parte intrínseca del propio monumento. No es suficiente con el contenido expositivo futuro del pabellón: ese peso histórico tiene que estar presente desde la concepción y materialización del mismo.


El alzamiento fue una hazaña donde unas pocas personas consiguieron mucho; el pabellón quiere recuperar ese espíritu de sacrificio y unidad, y transmitirlo en la construcción de un objeto arquitectónico.

¿Cómo transmitir un sentimiento en un lugar, en un edificio?

La propuesta parte del parque, del lugar, su contexto urbanístico. La construcción del pabellón tiene que servir para re-ordenar y adecuar el parque. El pabellón sirve de nexo de unión entre los diferentes elementos del parque. La posición elegida articula el espacio de manera que se crea una nueva zona central que antes estaba completamente desaprovechada: tanto el pabellón, como el monumento existente y el cementerio rodean el lago hundido al que se accede por un nuevo graderío natural. De esta manera se crea un espacio central, solemne, adecuado para la reflexión y para celebrar acontecimientos relacionados con los héroes. Este nuevo espacio se ve visualiza desde la entrada mediante un balcón, pero para poder acceder a él hay que recorrer el parque, visualizando el pabellón, el monumento y parte del cementerio. De esta forma el pabellón forma parte de un nuevo “circuito” monumental alrededor del espacio natural de reflexión.
 
El pabellón es, en sí mismo, el propio levantamiento. Es una secuencia natural de levantarse: del suelo del parque empiezan a ascender los muros que forman el pabellón en 2 direcciones: una más paisajística que cruza el parque, y otra, angosta y monumental, que nos lleva directamente al monumento. Las distintas partes del pabellón surgen de estos muros que crecen como el levantamiento, algunas veces se horadan para permitir visuales al parque.